Una buena crema hidrante que nutre tu piel, también lo hace con tus zapatos. ¿Sabías que si extiendes la crema por tus zapatos evitarás rozaduras? Pues sí, untando la crema hidratante por tus tacones un par de veces, evitarás que te hagan daño esos zapatos maravillosos que tanto quieres. ¡Te aseguro que funciona! y podrás aguantas los tacones toda la noche. ¡Pruébalo!

Para decir lo obvio aquí, pero cuanto más se asciende, el dolor! Los expertos dicen que los talones de una pulgada o dos están muy bien, pero cada vez que van a obtener el dolor en el territorio. Tacones de cuatro pulgadas van a ejercer presión sobre las puntas de los pies y, potencialmente, apretar los dedos de los pies, así que evite el uso de tacones muy altos, si se quiere evitar el dolor!


A pesar de que puede sonar extraño, es una de las mejores soluciones para evitar las rozaduras. Consiste en meter dos bolsas llenas de agua dentro de tus tacones para, posteriormente, introducirlos en el congelador. Una vez allí, los dejaremos hasta que el agua se convierta en hielo, enfriando así el interior del zapato. De esta manera, suavizaremos su piel, con lo que los roces serán menores o inexistentes.

Este truco seguramente gustara mucho a la comunidad femenina,  especialmente aquellas que no quieren usar tacones altos porque les causa dolor en los pies.  Con el mismo se puede reducir el dolor y entumecimiento en los dedos, y evitar el caminar doloroso con un simple truco. Los tacones altos sin duda se convertirán en tu mejor amigo después de saber esto.


No sé si lo habrás notado, pero los zapatos con agujetas están más fuertes que nunca en el mundo de la moda. Literalmente, siempre encontrarás varios modelos en las zapaterías, date una vuelta y verás que tengo razón. Estos zapatos son perfectos para todo el año. Al tener agujetas, se pueden ajustar perfectamente a tu pie y podrás caminar mucho sin terminar el día con dolor en los pies. Podrás encontrar muchísimos estilos desde estampados florales, colores originales y texturas hermosas, como el terciopelo, gamuza o piel de serpiente sintética.
Ojo, porque usar tacones no solo te deja las pantorrillas como las de las Barriguitas, también acorta los tendones de Aquiles. El problema de la reinserción a la vida en plano es que, cuando vuelves a poner el pie en un ángulo de 90 grados, la tensión en los tendones aumenta bastante y, al menos al principio, duelen un poco. Más aún en las personas que sufren de fascitis plantar –una inflamación del tejido que conecta el talón con los dedos de los pies–, que pueden ver las estrellas días después de abandonar las plataformas. 

Este es sin duda un remedio original aunque muy efectivo. En la práctica, esta operación hace que la presión de los nervios se alivie entre los dedos de los pies, que es lo que causa el dolor en el antepié, es decir, la planta anterior del pie. Digamos que este truco hace que el dolor aparezca mucho más tarde de lo habitual y lo hace más llevadero. Pero este no es un verdadero milagro porque el dolor tarde o temprano aparecerá de todos modos, ¡al menos si no te quitas los zapatos primero!

Estilizan y elevan el espíritu, acompañan los mejores looks de fiesta… pocas cosas potencian tanto el sex appeal, en cuestión de segundos, como unos cuantos centímetros sobre unos zapatos de tacón. Pese al triunfo del zapato plano (gracias por ello, dios de las tendencias), el tacón sigue siendo el accesorio fetiche para muchas mujeres: imprescindible en el día a día de muchas workaholics fashionistas o en las noches de las divas más fiesteras.


Son los preferidos por el 89% de las españolas para acudir a fiestas o eventos. Y aunque las tendencias coinciden cada vez más en diseños que estilizan sin elevarnos a demasiados centímetros, los zapatos de tacón alto han protagonizado las frases más célebres de diseñadores como Roger Vivier, Coco Chanel o Manolo Blahnik. Sin embargo, mientras para muchas de nosotras el estilo se multiplica sobre unos stilettos, también aumentan las posibilidades de que nuestros pies y espalda sufran, a menos que se sigan algunas recomendaciones de los expertos. Sugerencias que por cierto, ponen en práctica algunas de las mujeres más deseadas del mundo. Meghan Markle, entre ellas.
Da lo mismo si son mini, midi o maxi: la longitud del vestido con la que combines las sandalias de tacón alto no tiene límites. No hay ninguna prenda más femenina que el vestido. Está permitido todo lo que combina con los zapatos: vestidos de verano cortos y vaporosos, vestidos largos de noche y vestidos de tubo de lo más ajustado. Solamente existe una norma: cuanto más alto el tacón y más corto el vestido, más espectacular es el look.
Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, recopilar información estadística de tu navegación y mostrarte contenidos y publicidad relacionados con tus preferencias. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.. Utilizamos cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información

Si al dolor inhumano que de por sí producen ciertos tacones, añadimos que las suelas son resbaladizas, el caos está asegurado y el suplicio (al luchar apretando el pie para no caernos) será mucho mayor. Para evitarlo, existen unas pegatinas antideslizantes que se colocan en la parte delantera de la suela. También se puede recurrir al remedio de la abuela y hacer una serie de cortes en esta zona del zapato con ayuda de unas tijeras o cuchillo.
Chicas, os voy a dar un truco, que os va a servir mucho, PARA TACONES ALTOS, si lo que os duele, es tener de aguantar horas con los tacones altos, sonara un poco raro, pero poneros un salva slip, ( no una compresa, si no mucho mucho mas fina) i ponerla en la suela del zapato, donde hace la curva que es ahi donde duele y engancharla, asi lo que hace es que no se mueve, i al estar blandita, amortigua mas el pie, i por lo tanto no hace tanto daño, este truco me lo dijo una amiga, i aunque me quede muy extrañada lo prove i el dia de mi boda aguante perfectamente unos tacones de 14 centimetros, espero que os sirva.
Bueno la verdad q caminar con tacones es cuestion de costumbre ya q si uno desea usar hay q practicar en casa 2 0 3 horas para acostumbrarse a caminar con elegancia y sensualidad nosotras las mujeres por lo regular siempre los hombres nos voltean a ver y nuestro paso tiene q ser segura al caminar por eso chicas yo les digo q aprendan a usar tacones altos no se desesperen practiquen en casa y al salir no caminen demasiado solo des una vuelta a la manzana por unos 15 dias hasta q te acostumbres a los tacos altos y luego podras caminar mas lejos tambien puedes bailar en casa con un hermano y mirarte al espejo para ver como son tus movimientos hasta q los logres dominar a la perfeccion veras q no te costara todo es cuestion de disciplina y dedicacion buena suerte a todas las q por primera vez lo hagan chao chicas.
Es muy importante que cuando estés andando con zapatos de tacón tengas en cuenta la superficie, porque incluso las modelos más experimentadas en zapatos de tacón altos pueden tener dificultades cuando caminan en superficies complicadas. Si notas que la superficie es resbaladiza es mejor que te asegures que estás pisando zonas estables… o que te quites los zapatos hasta pasar esa zona peligrosa de una caída.
Aunque a muchas nos parezcan un refinado instrumento de tortura (nos incluimos en este grupo), las sandalias de tacón alto y tiras finas son una preciosidad que realzan y dan elegancia a cualquier pie. Para ir más cómoda con este tipo de calzado, apuesta por modelos con las tiras un poco más anchas y planas, ya que las que son redondas tipo cordón se clavan en la piel.
También conocida como “segunda piel”, “la piel de topo” no es cuero del animal (afortunadamente) sino que franela de algodón suave con forro adhesivo. Se vende en láminas y la puedes encontrar en la mayoría de las farmacias o pedirla a medida para tus pies. Se amolda a tus pies mejor que los vendajes y a diferencia de estos no se saldrá a mitad de la jornada.

Hola! Yo soy un chico de 28 años y siempre me ha gustado usar tacones, desde los 5 años, creo! Es cierto que es más difícil caminar con tacones de aguja, pero el truco es apoyar el peso en la punta y no en el tacón, ya que aparte de gastar las tapas innecesariamente podemos caer y lastimarnos. La gracia al caminar se va adquiriendo con la práctica y es muy útil copiar ó imitar los movimientos de alguna ó varias mujeres que lo hagan bien.
Dato sensible: Se entiende por datos sensibles aquellos que afectan la intimidad del Titular o cuyo uso indebido puede generar su discriminación, tales como aquellos que revelen el origen racial o étnico, la orientación política, las convicciones religiosas o filosóficas, la pertenencia a sindicatos, organizaciones sociales, de derechos humanos o que promueva intereses de cualquier partido político o que garanticen los derechos y garantías de partidos políticos de oposición, así como los datos relativos a la salud, a la vida sexual, y los datos biométricos.
Los tacones delgados, tipo stiletto son el estilo que eligen los bailarines en competencias o presentaciones. También puedes elegirlos si estás acostumbrada a un tacón bien alto o si tienes ya experiencia en el baile. El tacón se centra perfectamente al tiempo que permite bailar en media punta en forma elegante. Los de vértigo, de hasta 10 cm, son habituales en bailarinas profesionales de tango. Los de 7 – 8 cm se están viendo mucho en bailarinas de salsa con experiencia o acostumbradas a usar stilettos.
Al día siguiente, sí, al día siguiente estaba tan envalentonada y decidí pasar el día con esos tacones. Esta iba a ser la prueba de fuego. Todavía no había llegado el frío entonces fue una experiencia de lo más placentera. Hice todos los trámites del día caminando. Siempre los hago caminando, pero ni en un millón de años se me hubiese ocurrido hacerlos subida a mis taconcitos.
×