1. Si no estás acostumbrada a llevar tacones, no te pongas unos nuevos y altísimos para una fiesta por primera vez. No aguantarás ni media hora, estarás incómoda desde el principio y el dolor será insoportable. Opta por algo más cómodo como unos tacones de unos 5 o 6 centímetros como mucho. O incluso menos si te decantas por unos irresistibles kitten heels, que como bien decía su creador, Blahnik, los 3 cm son la altura perfecta. Te proponemos también unos tacones anchos y la comodidad estará más que garantizada.
“Uso una crema que me compro en la farmacia y que contiene ibuprofeno. Está indicada para esguinces y contusiones musculares pero, al ser antiinflamatorias y analgésica, evita que me duelan los pies. Me doy un masaje con ella, antes de subirme al tacón. ¡Y lista para aguantar todo el día!… ¡o toda la noche! También tengo puestas las plantillas Foot petals en todos mis zapatos”.

hola chicas, tengo 28 años y siempre me han encantado los zapatos altos con todo tipo de tacones, y puedo decirles salvo que tengan problemas en las rodillas o la espalda y les haya dicho un doctor que no deben usar este tipo de zapatos, es solo cuestion de usarlos y acostumbrarse, practiquen en sus casas si no se sienten seguras, por que si es peligroso si no saben usarlos, puede doblarse el pie y terminar lastimadas, considero que los zapatos que adelante tienen un poco de plataforma son mejores por que a si no se esfuerza tanto el pie, los que tienen tira en la parte superior y te abrazan el pie igual son mas seguros para aprender, hay muchos tamaños no tiene que ser necesario que anden con los tacones gigantescos, empiezen con algunos que se sientan seguras, y practiquen mucho, con una linda minifalda hace que las piernas luzcan hermosas, suerte!!
Considera usar un modelo más bajo o más cómodo. Elige un tacón más estable, por ejemplo, plataformas, taco cuña o tacos anchos para darte mayor soporte y distribuir mejor el peso. Evita usar tacones en punta fina si tienes pies o dedos anchos. En su lugar, elige un zapato con punta redonda. También puedes comprar botas o tacones con hebillas a la altura de los tobillos para darte mayor soporte en dicha área.[3]
Siempre hay una fiesta o una ocasión especial que nos permite llevar tacones, aunque no aguantemos el dolor de pies. Estas molestias podrían ser causadas por enfermedades, deformidades o, simplemente, por usar un calzado que no es para ti. Incluso, puede ser generado por un virus, hongo o bacteria, sin la necesidad que el tipo de zapato que usemos influya.
Unos zapatos de tacón alto pueden hacer mucho por nuestras piernas: parecen más largas y tonificadas y, como resultado, la silueta se estiliza. Vamos, que conseguimos en un momento una versión 2.0 de nosotras mismas. Pero… como en todo, no hay premio sin sacrificio: después de unas horas subidas a los tacones podemos dejar de sentir los pies (literalmente). ¿Se puede llevar tacones sin dolor? La respuesta es sí. En nuestra galería de imágenes puedes encontrar los modelos de zapatos y tacón más cómodos, pero toma nota también de estos trucos para elegir y llevar zapatos de tacón sin dolor y con estilo:

Próximamente las fiestas y los eventos importantes llegarán uno detrás de otro. Que si las graduaciones, la temporada de BBC, las fiestas veraniegas… Resistirse a unos taconazos será cosa de expertas. ¿Estás aterrada por si te vuelven a hacer daño? ¿Temes no llegar al final de la noche sin tener que cambiarte de zapatos? O, lo que es peor, ¡pasarte toda la velada sentada! Antes de subirte a un par de ellos y lanzarte a la aventura de la noche, debes tener en cuenta estos tips que te ayudarán a sufrir un poquito menos. 
"Qué tipazo ¡y vaya culo!", probablemente hayas exclamado al verte en un espejo con las alzas colocadas. Nadie lo discute, con tacones el trasero parece más respingón y durito, y además sacamos pecho. Pero esto ocurre porque al elevarte desde las puntas de los pies la pelvis se ve obligada a inclinarse para que, básicamente, tu cuerpo no caiga en picado contra el suelo. 
PARÁGRAFO: Será obligación de DAFITI y en particular del área de marketing llevar registro y tener soporte de todas las autorizaciones emitidas por el Titular o en su defecto del envío de la comunicación a que hace referencia el literal c) del presente artículo. Todos los soportes deberán estar disponibles en todo momento mientras se lleve a cabo el Tratamiento de Datos Personales y cinco (5) años más. Para el almacenamiento DAFITI podrá emplear medios informáticos, electrónicos o cualquier otra tecnología.

hola tener mucha paciencia ponerselos por tiempos y veran que poco a poco se logra no creo recomendable usar primero unos tacones medianos es mejor comenzar con unos altos primero por ratos ya que cuando se logra se puede manejar los otras tacones facilmente por experiencia al principio me costo el quilibrio o poder caminar con elegancia otro error es que apoyaba la parte frontal esto hace que se canse el pie las piernas y no puedas caminar con elegancia contrario si apoyas primero la parte del tacon o sea la parte alta del zapato el taco propiamente y te dejas ir veras que te relajas y comienzas a caminar elegante pero lo cierto es que lleva sus dias aprender a soltarse pero una ve los cambios lo importante es usarlos una y otra vez al principio por ratos y luego alargar el tiempo en la casa o en un trabajo luego te pones unos bajos cuando manejes bien en espacios bajo techo entonces trate ya de salir a la calle manteniendo un punto fijo con pasos cortes y llevando consigo otros zapatos bajos para cambiártelos en el momento que no puedas mas porque todo esto es un proceso si los tacones son 10 pero se puede yo me siento contenta porque al principio creí que no lo lograría fue que compre varios pares de muy buena calidad en oferta de 25mil a 4000 compre varios pares divinos pero eran muy altos mi modo he tenido que aprender y que no soy ya tan joven cronologiamente


Hola! Yo soy un chico de 28 años y siempre me ha gustado usar tacones, desde los 5 años, creo! Es cierto que es más difícil caminar con tacones de aguja, pero el truco es apoyar el peso en la punta y no en el tacón, ya que aparte de gastar las tapas innecesariamente podemos caer y lastimarnos. La gracia al caminar se va adquiriendo con la práctica y es muy útil copiar ó imitar los movimientos de alguna ó varias mujeres que lo hagan bien.
Al día siguiente, sí, al día siguiente estaba tan envalentonada y decidí pasar el día con esos tacones. Esta iba a ser la prueba de fuego. Todavía no había llegado el frío entonces fue una experiencia de lo más placentera. Hice todos los trámites del día caminando. Siempre los hago caminando, pero ni en un millón de años se me hubiese ocurrido hacerlos subida a mis taconcitos.
3. Ámbito de aplicación. Este manual se aplicará al tratamiento de los datos de carácter personal que recoja, administre y maneje DAFITI de sus empleados, clientes, aliados, proveedores, empleados de sus contratistas y/o demás terceras personas con las cuales tengan cualquier tipo de relación de acuerdo a lo establecido en la Ley 1581 de 2.012 y el Decreto 1377 de 2013.
×