2-. Haz trampa. Si el dolor en la planta del pie –mejor conocida como metatarso- es insostenible, entonces amarra con una cinta el tercer y cuarto dedo del pie, contando desde el pulgar. Entre estos dos dedos existe un nervio que se activa cuando se presiona, generando un malestar profundo. Con este truco, le quitarás peso a esta parte del cuerpo, pero lo más recomendable es que si este dolor es muy fuerte, mejor optes por plataformas.
También conocida como “segunda piel”, “la piel de topo” no es cuero del animal (afortunadamente) sino que franela de algodón suave con forro adhesivo. Se vende en láminas y la puedes encontrar en la mayoría de las farmacias o pedirla a medida para tus pies. Se amolda a tus pies mejor que los vendajes y a diferencia de estos no se saldrá a mitad de la jornada.
Llena con agua dos bolsas de plástico pequeñas, ponlas dentro de los zapatos y guárdalos en el congelador. El tamaño de las bolsas aumentará cuando el agua se solidifique y los zapatos cederán. Además, al ponértelos su forma se irá adaptando a la de tu pie (con el plus del efecto frío para mejorar la circulación). Otra variante es sustituir las bolsas de agua por papel periódico.
Cuando colocas uno de estos en tus zapatos consigues dos cosas: la primera, se acabó el ir resbalándote cuando el pie suda, lo que es una sensación horrorosa y, además, sabemos que los demás lo notan, que es peor aún. Y lo segundo, evitarás malos olores en el zapato ya que el olor se impregnará en el salvaslip, de este modo solo tendrás que llegar a casa y tirarlo y tu calzado estará como nuevo.

La cantante y modelo australiana Iggy Azalea caminó más de un kilómetro en sus Louboutins pero, ¿te imaginas lo que sería caminar aunque sea un par de cuadras en un zapato así? Es increíble que usemos voluntariamente zapatos que a veces nos dañan tanto que la única solución que nos dejan es poner los pies en agua fría. Y aún así nos es imposible renunciar a los tacos: nos alargan las piernas, hacen que luzcan las pantorrillas y nos dan ese toque de altanería al hacerlos sonar contra una superficie dura.
Siempre hay una fiesta o una ocasión especial que nos permite llevar tacones, aunque no aguantemos el dolor de pies. Estas molestias podrían ser causadas por enfermedades, deformidades o, simplemente, por usar un calzado que no es para ti. Incluso, puede ser generado por un virus, hongo o bacteria, sin la necesidad que el tipo de zapato que usemos influya.

3. Usa medias que absorban la humedad: si te diriges a un lugar con altas temperaturas y planeas caminar por un largo tiempo, los expertos recomiendan evitar las medias de algodón o de lana, las cuales tienden a absorber la transpiración y permanecer húmedas. Sin embargo, tampoco uses medias muy gruesas ya que causarían fricción. Esto se debe a que los pies tienden a hincharse en climas cálidos, lo que podría ocasionar ampollas donde normalmente no te saldrían. El Dr. Patel recomienda usar "calcetines de plata" que matan las bacterias y los hongos gracias a las partículas derivadas de la plata que están en el tejido.
– Tacón bajo para bailes latinos o de práctica: Si no estás acostumbrada a los tacones, si estás comenzando, no te agrada llevarle muchos centímetros a tu pareja o simplemente los tacones no son lo tuyo, puedes elegir un tacón de zapato de baile bien bajo, de hasta 5 cm. Este tipo de tacón suele llamarse tipo acampanado o cubano y te ofrece un zapato o sandalia con la máxima superficie de apoyo para el baile latino.
Como alternativa extrema siempre queda la cirugía. Estamos ante el truco menos recomendable, pero lo cierto es que existe un tipo de operación en la que se inserta grasa en el talón del pie (que se extrae de otras zonas del cuerpo como el vientre) y que hace un ‘efecto almohadilla’ permanente (al menos hasta que la grasa sea absorbida por el cuerpo y sea necesaria una nueva intervención). Este tratamiento quirúrgico se realiza en una hora y solo precisa de anestesia local.
¿A qué mujer no le sientan bien unos bonitos tacones altos? Los zapatos con tacón siempre serán una buena opción para las mujeres que quieran estilizar su figura. Pero para andar en tacones (más gruesos o más finos) hay que saber hacerlo… porque si no sabes ni aprendes, cuando te pongas unos tacones se puede convertir en uno de los peores infiernos.
Una firma que recoge la esencia de la artesanía del calzado, añadiéndole un aire diferente, innovador y contemporáneo. Todos los modelos se fabrican en España y su equipo de diseño pone siempre especial interés a sus colecciones de novias, ya que son conscientes de la importancia que toda mujer da a los detalles y a la búsqueda de la perfección en uno de los días más emocionantes de su vida. Encontrarás desde diseños clásicos y refinados a otros más modernos y eclécticos, ofreciendo así diferentes estilos con el fin de atender a la diversidad y adaptarse a los gustos de cada novia.
Otro gran consejo sobre cómo caminar en tacones altos sin el dolor - Evite los zapatos con suelas delgadas. Si usted usa zapatos con suelas muy delgadas por lo que vamos a sentir cada piedra, cada guijarro y cada bache en el suelo que pisas. A poco más gruesas suelas protegen sus pies mejor y aliviar un poco la presión que está poniendo en las plantas de los pies.
Principio de confidencialidad:  Todas las personas que intervengan en el Tratamiento de Datos Personales están obligadas a garantizar la reserva de la información, inclusive después de finalizada su relación con alguna de las labores que comprende el tratamiento, pudiendo sólo realizar suministro o comunicación de datos personales cuando ello corresponda al desarrollo de las actividades expresamente autorizadas en la Ley.
Cuando colocas uno de estos en tus zapatos consigues dos cosas: la primera, se acabó el ir resbalándote cuando el pie suda, lo que es una sensación horrorosa y, además, sabemos que los demás lo notan, que es peor aún. Y lo segundo, evitarás malos olores en el zapato ya que el olor se impregnará en el salvaslip, de este modo solo tendrás que llegar a casa y tirarlo y tu calzado estará como nuevo.
Hols chicas, yo también tuve ese problema después del embarazo. Pero como realmente quería usar tacones. Ya que soy algo bajita opte por unas zapatillas tipo botínes, que me aseguran hasta el tobillo. No se imaginan que bien se siente caminar con estos tipos de zapatos, brindan demasiada seguridad, hasta puedo correr. Así que busquen amigaá y van a notar el cambio. Un saludos a todos desde chiápas mexico. Suerte
Pues bien, en Grazia hemos decidido ejercer de hadas madrinas y echarte un cable para consigas bailar hasta el amanecer. ¡Pero tranquila!, que las nuestras son soluciones que no implican pasar por quirófano. Esta vez hemos preferido preguntar trucos y secretos a las expertas en la materia: las shoe addicts que pasan muchas horas sobre ellos. Toma nota… ¡y a danzar!
PARÁGRAFO: Será obligación de DAFITI y en particular del área de marketing llevar registro y tener soporte de todas las autorizaciones emitidas por el Titular o en su defecto del envío de la comunicación a que hace referencia el literal c) del presente artículo. Todos los soportes deberán estar disponibles en todo momento mientras se lleve a cabo el Tratamiento de Datos Personales y cinco (5) años más. Para el almacenamiento DAFITI podrá emplear medios informáticos, electrónicos o cualquier otra tecnología.
Recordemos esas míticas frases: "Para presumir hay que sufrir" (Todo el mundo, siempre), y "Los tacones son un doloroso placer" (Christian Louboutin, tenía que vender tacones). Y ahora admitamos una realidad: los tacones destrozan los pies. Duelen. Matan. Torturan. Pero... Son TAN bonitos y quedan TAN bien... Y los llevamos. ¡Sí! Porque son bonitos, porque nos hacen más altas, ...
Es importante que mimes a tus pies antes de someterlos a un uso prolongado de zapatos de tacón, ésto reducirá drásticamente las posibles molestias: un tratamiento exfoliante, masajes relajantes, una pedicura a fondo para evitar las durezas. Todo ello siempre hecho unos días antes, ¡nunca el día del evento! Ello sumado a una correcta hidratación conseguirá que tengas totalmente preparados a tus pies para el uso del tacón.

RECLAMO: Cuando la pretensión principal sea un reclamo, es decir, cuando El Titular considere que la información contenida en la base de datos de DAFITI debe ser objeto de corrección, actualización o supresión, o cuando advierta el incumplimiento de cualquiera de los deberes contenidos en la Ley 1581 de 2012 por parte de DAFITI, el procedimiento será el aquí establecido:
Este truco seguramente gustara mucho a la comunidad femenina,  especialmente aquellas que no quieren usar tacones altos porque les causa dolor en los pies.  Con el mismo se puede reducir el dolor y entumecimiento en los dedos, y evitar el caminar doloroso con un simple truco. Los tacones altos sin duda se convertirán en tu mejor amigo después de saber esto.
- Ejercicios para fortalecer: si realizas ejercicios que estiren los músculos y los fortalezcan te será más fácil aguantar los tacones. Apoya la zona delantera de tus pies en un escalón y baja los talones sin caerte, ni separarte. Otra opción es ponerse de puntillas y estirarse hacia arriba o flexionar la pierna delantera mientras estiramos la trasera, para después cambiar la colocación de las piernas.
3. Usa medias que absorban la humedad: si te diriges a un lugar con altas temperaturas y planeas caminar por un largo tiempo, los expertos recomiendan evitar las medias de algodón o de lana, las cuales tienden a absorber la transpiración y permanecer húmedas. Sin embargo, tampoco uses medias muy gruesas ya que causarían fricción. Esto se debe a que los pies tienden a hincharse en climas cálidos, lo que podría ocasionar ampollas donde normalmente no te saldrían. El Dr. Patel recomienda usar "calcetines de plata" que matan las bacterias y los hongos gracias a las partículas derivadas de la plata que están en el tejido.

Estilizan y elevan el espíritu, acompañan los mejores looks de fiesta… pocas cosas potencian tanto el sex appeal, en cuestión de segundos, como unos cuantos centímetros sobre unos zapatos de tacón. Pese al triunfo del zapato plano (gracias por ello, dios de las tendencias), el tacón sigue siendo el accesorio fetiche para muchas mujeres: imprescindible en el día a día de muchas workaholics fashionistas o en las noches de las divas más fiesteras.

PARÁGRAFO: Será obligación de DAFITI y en particular del área de marketing llevar registro y tener soporte de todas las autorizaciones emitidas por el Titular o en su defecto del envío de la comunicación a que hace referencia el literal c) del presente artículo. Todos los soportes deberán estar disponibles en todo momento mientras se lleve a cabo el Tratamiento de Datos Personales y cinco (5) años más. Para el almacenamiento DAFITI podrá emplear medios informáticos, electrónicos o cualquier otra tecnología.
A veces la rozadura es un hecho sin remedio. En ese caso, cúrala y cúbrela con apósitos. En la medida de lo posible, no vuelvas a ponerte el tacón que te hizo daño hasta que se cure. Cuando eso suceda y te pongas de nuevo los tacones que te hicieron daño, unta la zona donde estaba la herida con un poco de vaselina clásica o con las barritas antirozaduras para poder aguantar los tacones y evitar que te lastimen.
Hola! Yo soy un chico de 28 años y siempre me ha gustado usar tacones, desde los 5 años, creo! Es cierto que es más difícil caminar con tacones de aguja, pero el truco es apoyar el peso en la punta y no en el tacón, ya que aparte de gastar las tapas innecesariamente podemos caer y lastimarnos. La gracia al caminar se va adquiriendo con la práctica y es muy útil copiar ó imitar los movimientos de alguna ó varias mujeres que lo hagan bien.
Lo que más importa cuando caminas con tacones es que tengas confianza contigo misma para poder demostrar al mundo lo hermosa que eres con y sin tacones. Puedes fingir esta confianza el tiempo que sea necesario mientras caminas con tacones con los trucos que estás encontrando en este artículo. Recuerda que la mujer más bella es la que más confía en sí misma.
×